Eneatipo Tres: El Triunfador

Eneatipo 3: El Triunfador

La necesidad de Ganar

Por PEDRO SOLÓRZANO

Es probable que los pertenecientes al eneatipo Tres valoren los logros y quieran ser los mejores. Como resultado, la eficiencia, los resultados, el reconocimiento y la imagen son muy importantes para ellos. Los eneatipo Tres se esfuerzan por tener éxito en el campo que eligen y tienden a ser muy flexibles y dispuestos a adaptarse para lograr sus objetivos. En su mejor momento, los demás experimentarán a los eneatipo Tres como trabajadores, con principios y receptivos, que ofrecen los dones de esperanza e integridad al mundo.

En un estado enfermizo, la necesidad sobreexpresada de logros de los eneatipo Tres puede parecer engreída e inconstante. Esto se debe a un sentido de autoestima que se basa en lo que hacen los Tres, más que en quiénes son.

Diálogo Interno

“El mundo valora a los ganadores. Debo tener éxito a toda costa. Debo evitar el fracaso. Soy lo que hago: para ganarme mi lugar, debo ser el mejor en lo que hago.»

Los dones del Eneatipo Tres incluyen:

  • Ambiciosos: los eneatipo Tres son ambiciosos y tienen la voluntad y la energía para esforzarse por ser los mejores en lo que sea que asuman. Creen en su capacidad para triunfar.
  • Eficientes: el ingenioso eneatipo Tres sabe cómo hacer las cosas de una manera eficiente y productiva.
  • Adaptables: Además de estar dispuesto a adaptarse para lograr sus objetivos, los eneatipo Tres son capaces de adaptarse con destreza a diferentes situaciones, personas o entornos.
  • Motivados: la gran energía y entusiasmo de los eneatipo Tres por los proyectos hace que las cosas se hagan y empuja a otros a desempeñarse también.
  • Orientado a resultados: establecer metas y esforzarse para lograrlas es tan natural para los eneatipo Tres como respirar. Están enfocados en el resultado final.

Eneatipo Tres: El Triunfador 1

Patrones Conductuales

Como «hacedor» y estando enfocado a objetivos, los eneatipo Tres se enfocan en la tarea que tienen entre manos y son enérgicos trabajando hacia sus objetivos. Los eneatipo Tres son adaptativos y a menudo se conocen como el «camaleón», ya que cambian su personalidad y adaptan su papel, comportamiento, comunicación y presentación para adaptarse a la audiencia a la que intentan impresionar.

La competitividad de los eneatipo Tres se destacará en el trabajo y en las actividades recreativas. Algunos Tres se sienten muy atraídos por las actividades que permiten la competencia y los logros individuales, mientras que los eneatipo Tres más sociales se sienten atraídos por los equipos ganadores.

En un entorno de equipo, los eneatipo Tres pueden sentirse atraídos por los roles de liderazgo y es probable que otros los experimenten como muy enérgicos y confiados. Se visten para el éxito y se asegurarán de que su apariencia sirva a su propósito, ambiciones y audiencia.

eneatipo tres

Patrones de Pensamiento:

Es probable que los eneatipo Tres sean muy hábiles en enmarcar errores y fracasos como «oportunidades de aprendizaje», lo que les permite superar rápidamente estos fracasos en lugar de detenerse en ellos y tomar los reveses personalmente. Les resulta fácil conectarse a los datos que respaldan su punto de vista, mientras que otra información se desvanecerá rápidamente.

Como persona intelectualmente calculadora, la energía mental de los eneatipo Tres se centra en sus objetivos y en lo que se necesita para alcanzarlos. Es probable que sus procesos de pensamiento sean rápidos, lo que les permitirá adaptarse rápidamente a situaciones cambiantes. Los Tres con frecuencia «evalúan» o leen la situación para asegurarse de que están actuando, participando y comunicándose de una manera que aumentará las posibilidades de éxito.

La competitividad de los Tres está ligada a su hábito de compararse mentalmente con los demás, lo que les lleva a sentirse mejor o peor que los demás. Los tres tienden a identificarse demasiado con su trabajo, ya sea corporativo, de crianza o creativo, hasta el punto de que lo que hacen define quiénes son.

Patrones Emocionales

Los eneatipo Tres son buenos para desapegarse de sus emociones, para evitar que los sentimientos se interpongan en el camino del logro. Prefieren dejar las emociones a un lado y rara vez tienen tiempo para la autorreflexión o para hablar sobre los sentimientos, especialmente los que se relacionan con la ansiedad, la tristeza y el miedo.

eneatipo tres

Si bien los sentimientos de tristeza y ansiedad están presentes en los eneatipo Tres, les resulta más fácil conectarse con la frustración y la ira. Los Tres no están dispuestos a arriesgar la buena opinión de las personas influyentes y, por lo tanto, si las personas involucradas son la clave del éxito, los Tres tendrán dificultades para conectarse completamente con estas frustraciones.

Gran parte de los sentimientos esenciales de un eneatipo Tres se centrará en cómo reaccionan otras personas ante ellos. Su optimismo se proyecta hacia afuera, pero en el interior, los Tres pueden sentirse más desconfiados de lo que su comportamiento positivo revela a los demás.

Proyectar confianza es muy importante para los Tres, que quieren lucir seguros y enmascararán los sentimientos que pueden restar valor a esta imagen. Por lo tanto, es probable que otros sientan que los Tres son indiferentes, concentrados e incluso algo serios. Sin embargo, bajo presión continua o cuando se enfrentan a la posibilidad de fallar, es probable que los Tres se vuelvan más irritables y de mal genio.

Puntos Flacos

  • Los eneatipo Tres son muy conscientes de la presentación y la imagen, y esto puede volverse engañoso cuando comienzan a creer en sus propias relaciones públicas. Al sobreidentificarse con su imagen pública, los Tres pueden perder el contacto con lo que realmente son y crear confusión entre el yo real y su trabajo o función en el mundo. Otros también pueden sintonizar con esto, experimentando a los Tres como poco sinceros, oportunistas e indiferentes.
  • A los Tres les resulta difícil discutir temas negativos y, a menudo, apresuran o descartan tales conversaciones. Esto será particularmente cierto si la crítica apunta a errores y deficiencias.
  • Una fuerte orientación e impulso hacia los objetivos puede llevar a que otros experimenten a los eneatipo Tres como impacientes, apresurados y despectivos, comportamientos que se intensificarán cuando los Tres estén tratando con personas que parecen incompetentes y pueden hacer que «se vean mal».
  • La confianza de un eneatipo Tres se puede proyectar como certeza. Mientras que la certeza fácilmente parece algo bueno, puede parecer desdeñar las perspectivas alternativas, lo que mantiene a las personas al margen de una conversación. Puede disminuir su apertura a las aportaciones, planes y metas de los Tres.

Si no has realizado el test del eneagrama, lo puedes realizar aquí para averiguar tu eneatipo.

Compártelo

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Dejame tu reflexión aquí

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *